Make your own free website on Tripod.com

Los niños ya se fueron a dormir, quiero que hablemos

No trates de evitar la situación como otras veces...

Si crees que no sé que pasa en ti, no me conoces. Recuerda que una vez me amaste igual... como hoy lo amas.

No intentes inventar explicación, no es necesario.

No es culpa tuya si tu corazón ya no me quiere.

No voy a hacer un drama ni a llorar, ¿de qué valdría?. Te amo pero no puedo evitar esta partida.

Llegó el momento del adiós, ya no hay más nada que agregar. No tengas pena si te vas, la vida tiene que seguir... no te despidas al partir los niños pueden despertar, si preguntaran donde vas, tu no sabrías que decir.

Las flores del jardín se morirán y habrá otras nuevas.

La calma que precede al temporal es más sincera.

Sin ti los niños crecerán igual, yo tendré canas y el mundo que queremos detener, vuelve a girar.

 

Antes de entrar en tu pasado, quiero darte las gracias por lo felices felices que fuimos hasta, hasta hace un año. Gracias por nuestros "hijos". Pero, cómo es él? ¿Es guapo?, ¿es bueno?, ¿te quiere mucho? No, no digas nada, es mejor así y duele menos. Cuídate, abrígate al salir porque hace frío, y ahora vete porque la piedad quema tanto como la soledad...

 

Mientras te entretienes viendo a qué le vas a poner atención, bueno, es una buena manera de recordarte esta bellísima canción para que la disfrutes mientras lees este pequeño apartado que se me acaba de ocurrir en este momento.

MI AMOR DE REVISTA

Mientras busco en qué entretenerme en esta maravillosa ciudad de Valleys City, me puse a hojear una revista de encuerados gay que me llamó la atención desde la portada porque el tipo tiene cara de menso (como generalmente me gustan a mí los chicos, y como han sido mis parejas, ja ja ja).

En fin, hojeando la revista, me encontré con varios encuerados que pues no le pedían nada a mis amores de la vida real, pero al aparecer el de la portada mostrando sus encantos, no pude más que exclamar ¡papacito!

Aparte de mega guapo, tiene un pájaro de proporciones tan perfectas que terminé por enamorarme del hombre de la fotografía, del papel impreso.

Seguramente te preguntarás a qué le llamo las proporciones perfectas... pues no se trata de un mega pene que esté largo y gruesísimo, pero sí tiene esa, ¿cómo decirlo? esa forma antojable, de un pene que con solo verlo se te hace agua la canoa (o algo más).

Seguramente si conociera al chico en cuestión, no tendría palabras para decirle lo impactado que me dejó. Tengo mis dudas filosóficas acerca de que si este chico es de verdad o de mentiritas (o de "a engañito", como dice mamá). Por el momento solo quiero dedicarme a gozarlo página por página porque tengo la esperanza de que el que sí es de a verdad, vuelva a mi lado.

 

 

Continua visitando la Chenteweb